Villas Privadas


Turismo Rural


Hoteles en la Toscana


Mansiones





Vacacion a Medida


Guia de la Toscana
Contacto
Teléfono
Rent-a-Car
Home
giannutri

ISLAS DE LA TOSCANA

GIANNUTRI

La isla de Giannutri  está situada en el extremo sur del archipiélago toscano. Se encuentra en el mar Tirreno, a una distancia de 1 hora y media en barco desde Monte Argentario, que cuenta con un servicio regular de ferries que parten de Porto Santo Stefano cada 25 minutos.
La isla pertenece al municipio de la isla del Giglio, de mayor dimensión, y está bastante cerca de la misma. Desde la localidad de Giglio Porto, sale todos los días un servicio de excursión en barco a la isla de Giannutri, lo que permite pasar un día entero visitando la pequeña, agreste y maravillosa isla.
La isla de Giannutri tiene la consideración de Parque Marino, protegido por las autoridades de Toscana, con el fín de preservar tanto la impresionante flora de su territorio como la fauna marina que habita sus aguas. Está integrada, junto a las islas de Giglio, Capraia, Montecristo, Pianosa y Gorgona, en el Parque del Archipiélago de Toscana.

Giannutri, de características rocosas, tiene una singular forma de media luna. Su extensión es de 260 hectáreas (5 Km. de longitud por unos 500 metros de anchura en su punto más extenso). La isla cuenta con tres llamativas colinas peñascosas: Capel Rosso, Monte Mario y Poggio del Cannone. Desde la cima de Capel Rosso, a 89 metros de altura sobre el nivel de mar, se contempla la inmensidad del mar como único panorama, pues incluso en los días de mayor claridad no se avista tierra alguna que interrumpa tan poética abstracción.
Las costas de la isla son totalmente rocosas, a excepción de algunos tramos de playas areniscas, situadas al noroeste y al noreste de la isla. A lo largo de sus costas hay un buen número de grutas interesantes, de considerable tamaño. La más conocida es la bellísima Gala dei Grottini.  Los dos únicos lugares llanos y edificables de la isla, Cala Maestra y Cala dello Spalmatoio, están escasamente habitados. No obstante, la exigua concentración de casas está yendo en aumento en la medida de lo posible, ya que no hay que olvidar que se trata de un territorio protegido.

La isla de Giannutri merece ser visitada con el fervor de quien se halla ante un pequeño paraíso terrenal. En la mayor parte de la misma, no está permitido el amarre de yates o de barcas motoras. Tampoco hay carreteras asfaltadas, sino simples senderos por los que pasear a través de su magnífica e impoluta naturaleza. La isla es asimismo un lugar ideal para practicar el submarinismo en sus profundidades llenas de grutas y recovecos,  en los que abundan los yacimientos de Posidonia del mar Tirreno, mientras se explora la espléndida fauna que lo habita, caracterizada por muchas y distintas especies de peces y crustáceos, así como arrecifes de coral, estrellas de mar, rosas de mar, abanicos de mar, caballitos de mar y esponjas. En las cercanías de sus costas, puede darse el caso de encontrarse casualmente con los restos de antiguos naufragios, que van desde embarcaciones etruscas hasta veleros de los siglos XVII y XVII, cuando el archipiélago toscano era un objetivo recurrente de la piratería musulmana. Pese a lo anterior, en el siglo XX, se dieron tres naufragios notables: el del carguero italiano “Marsala”, en 1913, que yace a unos 40 metros de profundidad; el del carguero, también italiano, “Anna Maria”, en 1971, situado a unos 45 metros de profundidad, y el del gran buque mercantil de bandera panameña “Nasim II”, que naufragó en 1976, y se encuentra, junto a todos los coches que transportaba para su venta en el norte de África, a unos 60 metros de profundidad.

Los primeros habitantes de la isla fueron los griegos, quienes la llamaron Artemisa, seguidos de los romanos, que la denominaron Danium. Durante el Imperio Romano, la isla se convirtió en propiedad privada de la familia Domizi Enobarbi, junto a la isla del Giglio y a la ciudad de Cosa (hoy, Ansedonia), situada en el litoral de Maremma. Esa familia construyó en la isla de Giannutri, en las proximidades de Cala Maestra, una de las villas romanas más suntuosas jamás edificadas en el archipiélago toscano. La villa tiene por nombre “La Casa de Agripina”, ya que en ella residió Julia Augusta Agripina (15 -59 d.C.), hija del prestigioso general Germánico y sobrina del Emperador Claudio. Cuando contaba con 14 años, el Emperador Tiberio se encargó de prometerla en matrimonio con el cónsul romano Gnaeo Domicio Enobarbo, emparentado con la familia imperial. Del matrimonio nació, o sobrevivió, solo un hijo, Nerón, nacido, en el año 37, como Lucio Domicio Enobarbo. Tres años después, falleció el marido de Agripina y, en el año 49, contrajo nupcias con su tío, Claudio, convirtiéndose en Emperatriz de Roma. El Emperador Claudio adoptó al hijo de Agripina, quien, en el año 54, le sucedió en el trono bajo el nombre de Nerón Claudio César Druso.

Las características de la villa denotan que se construyó entre el periodo flaviano y el adriánico. La villa estaba probablemente dividida en cinco secciones: un reservorio enorme, utilizado como depósito de agua, subdivido a su vez en cinco estanques; las habitaciones de de los dueños y, enfrente, las de los invitados; diversos baños termales y un ala de servicio, en la que se encontraban las habitaciones de los esclavos, las cocinas y demás áreas de almacenamiento. En la parte exterior aún se conserva una maravillosa logia con columnas, a la que se accede a través de una imponente escalinata de mármol y desde la que se contempla la isla de Giglio.

La importancia de visitar “La Casa de Agripina”, entre cuyos vestigios se pueden observar algunos fragmentos de los grandes mosaicos, con motivos marinos y mitológicos, que cubrían el suelo de la casa, así como restos de los mármoles y de los frescos de valor incalculable que revestían las paredes, es otra razón fundamental para detenerse en la maravillosa isla de Giannutri.
La isla cuenta con un par de restaurantes, situados en el área donde atracan los ferries.

 

 

 

 


Blog sobre la Toscana

En la seccion del BLOG encontrarás los relatos de viajeros que decidieron compartir sus experiencias, acerca de la Toscana, ademas si lo deseas podras participar aprtando las Tuyas!

© 2008 Holiday Apartment Tuscany, Divino Villas S.L.. - Calle Valencia 233 Barcelona Spain - NIF B63647671. All rights reserved. | Privacy